“Valga la denuncia nacional e internacional contra la empresa Twitter de Venezuela que el día de hoy desactivó miles de cuentas de gente, de jóvenes, de trabajadores, de profesionales, por el único motivo de ser chavistas”, dijo el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

El mandatario, que hablaba en un acto con militantes del gobernante Partido Socialista Unido (PSUV) en Caracas, afirmó que la suspensión de la red social refleja el “miedo” que tienen al oficialismo por ser mayoría.

En concreto se refirió a la cancelación de la cuenta del medio oficial Radio Miraflores como “una expresión de fascismo” y señaló que dada la importancia de las redes sociales, “ellos utilizan las redes sociales para la guerra psicológica permanente”.

Por su parte, el ministro de Comunicación e Información de Venezuela, Ernesto Villegas, escribió en su cuenta de Twitter: “Se estima que hasta ahora unas 180 cuentas de entes públicos de Venezuela y militantes revolucionarios fueron suspendidas”.

“No sólo contra RNV y Radio Miraflores: ‘Limpieza étnica’ contra el chavismo en Twitter es equivalente a la quema de personas en la realidad“, agregó en referencia a un joven quemado vivo en el municipio de Chacao, en Caracas (capital).

De acuerdo con otro tuit de Villegas, la suspensión de dichas cuentas se deben a la publicación en las mismas sobre las pretensiones injerencistas del vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, en Venezuela.

Desde hace dos meses, la derecha venezolana protagoniza violentas manifestaciones con el objeto de derrocar al Gobierno de Maduro. Los medios locales confirman que más de 70 personas han perdido la vida en las protestas. Entre ellas, cuatro muertes por odio a personas señaladas como chavistas.

Hispan TV