Las fuentes de seguridad informaron que el vehículo que explotó estaba estacionado en una calle plagada de garajes y vendedores de coches de segunda mano en Hayy al-Shurta, en el suroeste de la ciudad.

También trascendió que el miércoles, un terrorista suicida hizo detonar explosivos en un camión en un barrio de mayoría chiita en el norte de Bagdad, dejando al menos 15 muertos y 50 heridos.