El equipo de robótica afgano, integrado por mujeres, entrará a los Estados Unidos para participar en el torneo Firts Global que se realizará entre el 16 y 18 de julio en Washington, luego de que sus visados fueran rechazados por la medida del presidente Donald Trump de prohibir la entrada de personas de siete países, entre ellos Afganistán.

Sin embargo, la entrada de las niñas a EE.UU. será la posible por la intercesión de Trump, quien revirtió la decisión de la embajada estadounidense de negarles el ingreso al país.

Las seis niñas podrán participar la próxima semana con concursantes de 157 países. Las menores han creado un robot clasificador capaz de reconocer los colores naranja y azul y desplazar objetos para colocarlos en sus lugares correspondientes.

“Me siento muy feliz. Es un viaje muy importante para nosotras”, expresó Lida Azizi, de 15 años.

Luego de estudiar varias posibilidades, el Consejo Nacional de Seguridad resolvió otorgarles un “parole”, de acuerdo con un alto funcionario del gobierno que habló bajo la condición de anonimato por tratarse de discusiones privadas.

El parole es una medida temporaria bajo la cual una persona que de otro modo no podría obtener visa para EE.UU. recibe un permiso temporario por razones de emergencia, humanitarias o de bien público.

La profesora de las concursantes, Alireza Mehraban, enfatizó que “es un momento feliz para nuestro equipo, vamos de un país devastado por la guerra y el propósito es mostrar lo que son capaces de hacer las mujeres afganas. Es un paso importante para las mujeres afganas”.

Por su parte, la hija del mandatario estadounidense, Ivanka Trump, expresó en Twitter que está deseando darle la bienvenida “a este brillante equipo de niñas afganas y a sus contendientes la próxima semana en la capital estadounidense”.

Para Afganistán el ingreso de las niñas a un torneo internacional continua siendo algo inaudito puesto que hace menos de dos décadas, cuando los talibanes gobernaban, la educación femenina estaba prohibida y cerraron las escuelas.

Actualmente, 39 por ciento de los 9,2 millones de estudiantes en el país son mujeres, según datos del Ministerio afgano de Educación. Sin embargo, entre 3 y 5 millones de niños, la mayoría de ellos mujeres, permanecen todavía alejados de las aulas. 

Fuente: http://bit.ly/2vkMTxC