Francia suspendió la comercialización de Uvestérol, un medicamento muy corriente destinado a paliar las carencias en vitamina D, tras la muerte de un recién nacido, anunció este miércoles la ministra de Salud Marisol Touraine.

La decisión fue adoptada por la Agencia nacional de seguridad del medicamento y de los productos de la salud (ANSM) como “medida de precaución”, precisó Touraine.

El Uvestérol D se vende únicamente en Francia, según un portavoz del laboratorio Crinex.

Un bebé de 10 días falleció el 21 de diciembre de un paro cardiorespiratorio después de haber recibido una dosis de Uvestérol D, de acuerdo a la ANSM.

El recién nacido presentó “signos de asfixia” “inmediatamente después de haber tomado el medicamento”, detalló el organismo.

A la espera de resultados definitivos, la ministra “llamó, como medida de precaución, a que los padres se abstengan de administrar Uvestérol D a sus hijos”.

Fuente: http://bit.ly/2i9l4WK