La contaminación atmosférica de Bruselas supera dos veces los índices normales, informó la organización ClientEarth.

Señaló que la concentración de dióxido de nitrógeno en el centro de la capital belga oscila entre 69,22 y 99,44 microgramos por metro cúbico de aire, frente al nivel admisible de 40 microgramos.

Con su informe, ClientEarth respalda la petición colectiva de los residentes de Bruselas contra la inacción de las autoridades en el ámbito de la seguridad medioambiental.

Por su parte, las autoridades de la capital sostienen que los datos de los ecólogos sobre la contaminación no corresponden a la realidad ya que la estación de medición que utilizan se ubica cerca de una de las carreteras principales.

En febrero pasado, más de 1.500 funcionarios de las instituciones de la Unión Europea que usan bicicletas para llegar al trabajo expresaron su indignación por el aire contaminado en el llamado barrio europeo de Bruselas.

Los funcionarios llamaron a la Comisión Europea en una carta abierta a efectuar la presión sobre las autoridades belgas para que aprueben las medidas necesarias para reducir los gases de escape.

El organismo ejecutivo europeo ha expresado su preocupación por la calidad del aire en la UE y puso en marcha medidas para influir en 19 estados miembro de la Unión, Bélgica incluida, para que respeten los estándares europeos de la calidad del aire.

La polución en Bruselas se explica por el gran número de los automóviles diésel, que llega al 62%.

Según el diario Le Soir, la contaminación atmosférica provoca unas 12.000 muertes anuales en toda Bélgica.

Fuente: Sputnik