Japón recuerda hoy a las víctimas del lanzamiento de la bomba atómica sobre Nagasaki por la fuerza aérea de Estados Unidos hace 72 años. Se trató de la segunda detonación atómica en el país, luego de la explosión en Hiroshima.

Durante la Segunda Guerra Mundial, los estadounidenses lanzaron el 9 de agosto de 1945 una bomba atómica sobre la gran ciudad japonesa, tres días después de haber devastado Hiroshima con otra bomba nuclear. En Nagasaki habrían 70.000 personas directamente y 75.000 resultaron heridas.

Ante tal destrucción, el imperio japonés capituló el 15 de agosto. Hiroshima y Nagasaki, las primeras ciudades devastadas por bombas nucleares, se convirtieron entonces en símbolo por la paz.

Fuente: La Gaceta